lunes, 4 de julio de 2016

Reseña (libro): "Olvidados", de Michael Grant

Olvidados, Michael Grant. RBA Libros.

En un abrir y cerrar de ojos, todos desaparecen. Olvidados. 

Excepto los jóvenes: adolescentes, niños, bebés. Pero no queda ni un solo adulto. Y no funcionan los teléfonos, la televisión ni internet. No hay manera de saber lo que ha pasado, no hay forma de pedir ayuda. El hambre amenaza. Los matones mandan. Y una criatura siniestra acecha... es cuando los adolescentes empiezan a desarrollar nuevos talentos, inimaginables, peligrosos, que se fortalecen día tras día. Se trata de un nuevo mundo en el que hay que tomar partido. Se prepara una pelea, y el día de tu cumpleaños desaparecerás... como todos los demás.

No conocía nada de este libro antes de que me lo regalaran, y la verdad fue una revelación. Dicen que si hicieran una adaptación de esto, sería de J.J. Abrams, y es cierto. Tiene ecos de Lost, de El señor de las moscas, de Under the Dome (aunque esa salió un año después, vea pues), y cuando Stephen King te dice que tu libro es literatura genial es que has hecho algo bien.

Sí, me gustó este libro, mucho.

¿De qué va? Pues como dice en la sinopsis, en la ciudad de Perdido Beach desaparecen los adultos, todos los mayores de 15 años. Rodeando la ciudad hay una barrera, un campo de fuerza, y nadie sabe cómo ni por qué. Después del caos inicial, se desata una rivalidad entre facciones y grupos en el pueblo, y también con la Academia Coates, un internado a las afueras, que es más peligroso de lo que creen. Sam, un surfero carismático, Astrid, una genio (toda la novela la llaman así) y Quinn, el amigo neurótico de Sam, serán los encargados de intentar restablecer el orden, junto a muchos otros personajes, pero la traición los pondrá al límite.


Esta novela es un viaje que no se detiene, una experiencia intensa y que no te deja respirar. El inicio tal vez tropieza un poco y hacia el final se acelera para el clímax, pero una vez supera el obstáculo de presentar el mundo y los protagonistas, la novela se mueve con soltura y presenta más y más personajes, dándoles la relevancia justa a todos e hilando varias historias paralelas. En verdad se inspira mucho en la tradición de King, y maneja un estilo cinematográfico parecido.


Los puntos fuertes de la novela son sus personajes. Son fáciles de recordar, no te abruman. Aplausos para los chicos de Coates, sobre todo Caine y Drake (auténticos sociópatas), además de Quinn, Lana y Sam, con su complejo de héroe-que-no-quiere-serlo.


En general, una experiencia muy satisfactoria. Una historia que no te deja soltar el libro hasta acabar, y te dices Cristo, acabé en dos días, qué me pasa. Es adictivo, y no demoran en sacarle una serie.

Ya compré el segundo de la saga, Hambre, y pronto lo empezaré.


CALIFICACIÓN: 4.3/5

No hay comentarios:

Publicar un comentario